Este martes se presentaron múltiples emergencias en Dubái, Emiratos Árabes, donde locales y turistas compartieron en redes sociales videos de las inundaciones en calles, centros comerciales como Dubái Mall y aeropuerto. 21 vuelos de salida y 24 de entrada fueron cancelados por el fenómeno.
Por esto, Dubái Airports, la gestora de los aeropuertos del emirato, emitió una alerta en la que anunció la suspensión de los vuelos de manera temporal mientras que el Gobierno extendió el trabajo remoto para los empleados públicos por las condiciones climáticas. También ordenó a las escuelas privadas que continúen con las clases virtuales.
Los equipos de emergencia y la policía tuvieron dificultades para circular por las calles inundadas, pero llevaron camiones cisterna para drenar el agua acumulada. Se recomendó a la gente viajar en metro para que fluyera el tránsito.
Las lluvias son inusuales en los Emiratos, sin embargo pueden presentarse durante los meses más fríos del invierno. La falta de sistemas de drenaje adecuados en muchas áreas debido a la ausencia de lluvias previas agravaron las inundaciones y al ser un lugar donde poco llueve hay infraestructura que no está preparada para recibir tal cantidad de agua, ya que en un solo día llovió lo que llueve usualmente durante un año
Imágenes impactantes dejó el suceso, como los relámpagos iluminando el cielo y ocasionalmente alcanzando la cima del Burj Khalifa, el edificio más alto del mundo.